Eran las 9 de mañana cuando arrancamos para Montalbán, cargados de esperanza y alivio para niños, mujeres, ancianos e indigentes de las populosas zonas de La Vega, Macarao y Antimano. En medio de una ciudad caótica, nuestro equipo directivo decidió …...